Florencia Kirchner regresará a Buenos Aires luego de un año de tratamiento en Cuba

Lo anunció su madre, la vicepresidenta Cristina Kirchner. “Ella junto a sus médicos y médicas lograron restablecer parte de su salud perdida”, aseguró. Dijo que cumplirá con los 14 días de cuarentena luego del viaje

Cristina Kirchner, Cuba
Cristina Kirchner pidió autorización para volver a Cuba a ver a su hija

Florencia Kirchner regresará a Buenos Aires luego de un año de tratamiento en Cuba

Florencia Kirchner volverá a Buenos Aires. Lo anunció su mamá, Cristina Kirchner, a través de un hilo de mensajes en redes sociales. “Ella junto a sus médicos y sus médicas lograron restablecer parte de su salud perdida y hace un tiempo vienen trabajando su regreso a casa. Pero ya se sabe, nada es tan sencillo. Por eso Flor me pidió que la venga a buscar para ayudarla… sentía que sola no iba a poder”, aseguró la ex vicepresidenta.

Según informó, volarán en las próximas horas en la conexión semanal que realiza Cubana de Aviación con la Argentina. Llegarán al país en medio de la cuarentena obligatoria ordenada por el presidente Alberto Fernández para evitar la propagación del coronavirus. Si bien tiene libertad para movilizarse porque los funcionarios están dentro de los exceptuados del decreto, la ex jefa de Estado aseguró que cumplirá con aislamiento de 14 días en su casa. “Si bien Cuba no es un país de riesgo, al llegar cumpliré con los 14 días de aislamiento. Sé que es una obviedad decirlo pero ya se sabe… a veces hay que aclarar hasta lo obvio”, aclaró la ex mandataria con cierta ironía.

En su serie de tuits, Cristina Kirchner tocó varios temas. Se refirió por ejemplo a las críticas que recibió luego de conocerse que viajaría al país caribeño en medio de la crisis generada por el avance del coronavirus, como también a la labor de los médicos que atendieron a su hija durante el último año. “Algo tan humano y por eso tal vez incomprensible para los depredadores de almas y corazones que durante esta semana especulaban mediáticamente, como siempre, el porqué de este viaje; el décimo en un año”, criticó.

“Me pongo a pensar cuánto tiempo pasé este último año en La Habana: casi cien días. Y siento que aunque tuviera cien vidas, ellas no me alcanzarían para expresar mi agradecimiento a esta Cuba solidaria, castigada por los poderosos pero digna y altiva”, escribió la presidenta del Senado.

En ese sentido ponderó la actitud de las autoridades cubanas, a quienes le agradeció el acompañamiento a su hija. “Esa Cuba que estuvo junto a mí en un momento muy difícil de mi vida, que le tendió su mano a mi hija sin especulaciones y que la cuidó y protegió cuando la feroz persecución mediática y judicial dañó severamente su salud. Esa Cuba de médicos y médicas que ejercen su vocación con compromiso, con un criterio profundamente humanista y que con diagnóstico preciso, por primera vez, le brindaron a Flor las herramientas que necesitan aquellos y aquellas que han perdido su salud”, agregó.

La vicepresidenta informó públicamente la enfermedad de su hija en marzo de 2019 a través de un video. “Mi hija, Florencia, producto de la persecución feroz a la que fue sometida, empezó a tener severos problemas de salud. El brutal estrés que sufrió devastó su cuerpo y su salud”, dijo.

La hija de la ex presidente padece de estrés postraumático y un linfedema en las piernas, cuyo tratamiento comenzó en Cuba desde marzo del año pasado. Esta última se trata de una acumulación anormal de líquido en el tejido blando debido a una obstrucción en el sistema linfático, que ocasiona hinchazón en brazos y piernas.

Según había dicho la ex mandataria, producto del estrés el estado de su salud de su hija “se había deteriorado sensiblemente” y que la joven tenía prohibido viajar en avión por el momento porque no puede permanecer sentada ni de pie por períodos prolongados de tiempo. “Esa salud que, en tiempos de pandemias con ribetes bíblicos, vuelve a ser un bien comunitario que exige de todos y todas solidaridad, humanismo y, sobre todo, compromiso social”, agregó Cristina Kirchner en sus tuits de hoy.

Durante 2019 y los primeros días de 2020, CFK realizó varios viajes a la Isla para visitarla, incluso durante la campaña presidencial. Sin embargo, no se conocieron imágenes hasta febrero de este año, cuando la cineasta abrió una cuenta en Instagram. “En unas horas más, regresaré a Buenos Aires en el vuelo semanal de Cubana de Aviación con mi hija Florencia”, escribió la Vicepresidenta en medio de su posible último viaje a Cuba para visitar a su hija.

Florencia Kirchner enfrenta en la Justicia argentina imputaciones en las causas “Hotesur” y “Los Sauces”, acusada de integrar una presunta asociación ilícita (con su mamá y su hermano Máximo entre otros) y de realizar supuestas maniobras de lavado de dinero. El año pasado, ante un requerimiento del Tribunal Oral Federal 5, los médicos cubanos que la atienden enviaron una carpeta con consideraciones generales sobre la enfermedad que sufre. Fue diagnosticada de un trastorno de estrés postraumático y un linfedema ligero de miembros inferiores.