Por obras, cierran la línea C de subte durante dos semanas

El servicio estará interrumpido entre el 18 de enero y el 2 de febrero para modernizar el sistema de señales.

aumento de subte
Otro aumento de subte: este año ya subió un 93%




Por obras, cierran la línea C de subte durante dos semanas

La línea C de subte permanecerá cerrada desde el sábado 18 de enero hasta el domingo 2 de febrero. Durante estos 15 días, se realizarán trabajos para modernizar el sistema de señales y tareas de potencia y puesta en valor de la estación Retiro. Esta decisión de Sbase (la empresa de la Ciudad que administra la red de subtes) afectará a unos 190.000 usuarios habituales de la línea. Sin embargo, aseguraron que no hay manera de realizar las obras sin detener el servicio por completo.

El operativo se realizará durante el verano, debido a que se registra un descenso en el uso de esta línea que es, sin dudas, una de las más importantes de la red. Básicamente porque permite conectar de manera transversal la Ciudad y a su vez, se vincula con otras cuatro líneas: con la E en Retiro y en Avenida Independencia, con la C y la D en el Obelisco, y con la A en Avenida de Mayo.

Además une Retiro con Constitución, las dos terminales ferroviarias más importantes de la Ciudad, por donde ingresan cientos de miles de trabajadores y trabajadoras todas las mañanas. No será un verano sencillo para quienes usan esta línea. Y habrá que seguir de cerca la evolución de las obras; una dilación generaría más complicaciones y ansiedad por parte de los usuarios.

Vale recordar que uno de los alicientes que tiene la línea C es que el cien por ciento de su flota posee aire acondicionado. Y al mismo tiempo, es la línea con el sistema de señales más antiguo de la red. ¡Tiene 90 años!

¿De qué se trata la obra y por qué no se puede hacer por tramos? Lo que se pretende renovar y modernizar son los sistemas de señales, que es lo que permite a los conductores ver la posición de los coches y les indica si el tramo siguiente de vía se encuentra vacío. El nuevo sistema se conoce con el nombre de CBTC (por sus siglas en inglés Communications-Based Train Control) y permite que los trenes puedan ser operados en diferentes grados de automatización. De esta manera se reduce la intervención humana a lo largo del proceso de conducción de una formación.

Por ejemplo, en la línea H se encuentra en funcionamiento este sistema que detecta la ocupación de la vía, indica las velocidades a desarrollar por la formación y las precauciones que se deben tener en el trayecto, e impide que las formaciones estén a menos de 30 metros unas de otras.

Desde Sbase explican que “esta renovación no podría hacerse sin suspender el servicio, ya que deben reemplazarse los sistemas de manera simultánea, en todo el recorrido”. Luego se deben realizar las pruebas de seguridad con las formaciones.

Con esta modernización también se podrá implementar el sistema “Próximo Tren”, que ya funciona en otras líneas e indica el tiempo restante para la llegada de la siguiente formación. En las estaciones de la C ya se pueden ver los paneles, pero aún sin información.

Como alternativa, los usuarios podrán usar la línea E en Retiro. Bajando en la estación San José, hay un trayecto de 1 kilómetro (unos 15 minutos caminando) hasta la estación Constitución, por el ingreso de Avenida Brasil, mientras que bajando en la estación Independencia, hacia la salida de Lima, la distancia es de 1,2 kilómetros.

Según Sbase, las líneas de colectivo que circulan por el Metrobús de 9 de Julio y el Metrobús del Bajo, sumarán más servicios para bajar el impacto entre los usuarios del subte. Por el carril exclusivo de la 9 de Julio circulan 11 líneas: 9, 10, 17, 45, 59, 67, 70, 91, 98, 100 y 129. Por el Bajo, lo hacen 30 líneas: 5, 6, 7, 8, 9, 22, 23, 26, 28, 29, 33, 45, 50, 56, 61, 62, 64, 74, 86, 91, 93 y las 111, 115, 126, 130, 132, 143, 152, 159 y 195. No habrá colectivos exclusivos provistos por la empresa de subtes.  

Por otra parte, se llevará a cabo una demorada puesta en valor de la estación de subtes de Retiro. Con la restauración completa de la terminal ferroviaria, la de subtes quedó aún más deslucida. La semana pasada Sbase firmó un convenio con Trenes Argentinos Operaciones (también una empresa del Estado, pero Nacional) para llevar adelante algunas obras en conjunto. Mientras Sbase colocará “un ascensor, pisos y cielorrasos nuevos e iluminación LED”, Trenes tendrá que modificar la estructura de un local comercial para colocar el ascensor. Y también realizará trabajos eléctricos.

Artículo anteriorEl Gobierno designará a Claudio Lozano como director del Banco Nación
Artículo siguientePrecios Cuidados 2020: durará un año, tendrá 310 productos y arranca con rebajas de hasta el 30%