Otra vez paro de subte: mañana en las líneas A y B 

El servicio estará interrumpido y afecta a miles de usuarios. Es por los telegramas de suspensión a 70 trabajadores. El subte porteño, otra vez afectado por una medida de fuerza.

Paro de subte en la línea A y línea B
Paro de subte en la línea A y línea B

Paro de subte en la línea A y línea B

Suspenden el aumento del boleto de subte que comenzaba a regir este martes La semana empieza con nuevos paros en el Subte porteño Un escenario que ya se volvió una lamentable costumbre: la Ciudad de Buenos Aires vivirá un nuevo paro de subtes parcial en la mañana del miércoles.

En esta ocasión, el servicio se verá interrumpido desde la apertura hasta las 12 del mediodía en la línea A, que une Flores con Plaza de Mayo; y la línea B, que conecta a Villa Urquiza con el microcentro porteño.

La medida de fuerza es una respuesta de los Metrodelegados a los telegramas con suspensiones que Metrovías, empresa concesionaria del servicio, envió a 70 de los trabajadores que participaron en las protestas de las últimas semanas.

“Los telegramas de suspensión enviados a más de 70 empleados de la compañía se deben a la ocupación de instalaciones, apertura de puertas de emergencia y/o liberación de molinetes para facilitar la evasión, o directamente impedir la normal prestación del servicio. Esta situación no atenta contra el derecho a huelga, ya que las personas sancionadas son aquellas que han sido identificadas oportunamente como partícipes de acciones de carácter ilegal”, remarcó Metrovías en un comunicado.

LEER MÁS: La medida de fuerza de los trabajadores del subte

En el texto, la empresa concesionaria lamentó además que “la decisión de algunos representantes gremiales sea una vez más, afectar a los más de 200.000 usuarios que utilizan las líneas A y B en esa franja horaria para trasladarse por la Ciudad”.

La Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP) había adelantado la medida de fuerza en cuestión en el caso de que Metrovias no retrotrajera este martes la decisión de suspender a más de 70 trabajadores que participan de las protestas, incluso a delegados.

Los trabajadores del subte porteño realizan desde hace varias semanas paros parciales del servicio en rechazo al 15,2 por ciento de las paritarias firmadas por la Unión Tranviarios Automotor (UTA).