A menos de un mes, renunció el Ministro de Salud de Brasil

Nelson Teich había llegado en reemplazo del Luiz Mandetta, despedido por Bolsonaro debido a diferencias sobre la adopción del aislamiento social.

A menos de un mes, renunció el Ministro de Salud de Brasil

En pleno avance de la pandemia del coronavirus , Brasil vuelve a quedarse sin ministro de Salud. Nelson Teich, el médico oncologista nombrado por Jair Bolsonaro menos de un mes atrás, presentó esta mañana la renuncia.

Nelson Teich había llegado en reemplazo del Luiz Mandetta, despedido por Bolsonaro debido a diferencias sobre la adopción del aislamiento social.

El médico oncologista, quien había asumido el 17 de abril con un discurso alineado al de Bolsonaro, estaba en la cuerda floja. Había divergido con el presidente sobre la fiabilidad del tratamiento contra el coronavirus con hidroxicloroquina, un remedio contra la malaria en etapa de testeo.

Además, pese a ser la principal autoridad sanitaria del país, Nelson Teich había sido sorprendido el lunes, en plena conferencia de prensa, con la decisión del presidente de avanzar por decreto con la reapertura de salones de belleza, peluquería y gimnasios.

Mientras Brasil atraviesa una suba alarmante en el número de contagios por coronavirus, el país pierde a su segundo ministro de Salud. El jueves registró un número récord de contagios, casi 14.000 en un día, y ya se registran más de 14 mil muertos. Nelson Teich había reconocido que no se sabe, sin embargo, cuando llegará el pico de contagios y dijo que el país “navega a ciegas” en la pandemia.

En el rápido proceso de desgaste que sufrió Teich, en pocos días, las diferencias con el presidente sobre cloroquina habría sido el detonante. ” No voy a manchar mi historia por causa de la cloroquina”, le habría dicho Teich a asesores al comunicar su salida , según reconstruyó CNN.

“¿Todos los ministros son nombramientos políticos míos, correcto? Y cuando yo converso con los ministros, yo quiero eficacia. En este caso no es si me gusta o no el ministro Teich, ¿tá? Es lo que está pasando. Estamos teniendo centenares de muertes por día. Si existe una posibilidad de disminuir ese número con la cloroquina, ¿por qué no usarla”, dijo Bolsonaro, poniendo otra vez en el centro de la escena lo que muchos analistas ven como el remedio fetiche del gobierno.

Brasil el país con más muertes de la región

El coronavirus en Brasil ya se cobró más de 14 mil vidas en un universo de casi 189.000 infectados (749 muertos con 11.385 contagios en las últimas 24 horas) y puso al borde del colapso a los frágiles sistemas de salud pública de los 26 estados y el Distrito Federal de un país con enormes abismos sociales y regionales y uno de los cinco más desiguales del mundo.

El presidente Jair Bolsonaro reclamó a sus colaboradores más cercanos total alineamiento a sus órdenes e insistió en que Brasil debe “dejar de hibernar”, elevando la presión sobre los gobernadores y alcaldes que hacen malabares para que una población desesperada por la caída de ingresos respete el aislamiento para contener la propagación del coronavirus.