La CGT advirtió que ya son 1.800.000 los suspendidos

La mesa chica ampliada de la CGT volvió a reunirse para definir una serie de demandas al gobierno que, básicamente, están vinculadas a la demora en la conformación del Consejo Económico y Social.

La CGT advirtió que ya son 1.800.000 los suspendidos

La mesa chica ampliada de la CGT volvió a reunirse para definir una serie de demandas al gobierno que, básicamente, están vinculadas a la demora en la conformación del Consejo Económico y Social: pidieron al Ejecutivo la conformación de un “comité tripartito”, extender el decreto antidespidos y que también se rubrique la compensación de $20 mil millones para las obras sociales por la caída de los aportes y la crisis devenida por la pandemia. Alertaron que hay 1.800.000 trabajadores suspendidos o en situación incierta respecto a su continuidad laboral.

Los secretarios generales Héctor Daer y Carlos Acuña se dieron en cita en la sede de la UOCRA, en avenida Belgrano al 1200, donde el anfitriòn Gerardo Martínez también recibió a José Luis Lingieri (Obras Sanitarias)Andrés Rodríguez (UPCN)Sergio Sassia (Unión Ferroviaria)Omar Maturano (La Fraternidad) Juan Carlos Schmid (CATT, Transporte), entre otros. Sentados en una mesa en forma de herradura, fueron tomando la palabra la veintena de los presentes.

Entre los temas debatidos estuvo la necesidad de conformar un “Comité de Crisis tripartito” -estado, empresas y sindicatos- y una Mesa de Diálogo post pandemia para consensuar políticas de reactivación económica, generación de empleo y contención social para hacer frente a las consecuencias de las consecuencias de la cuarentena. Aunque ningún sindicalista lo diga a viva voz, existe cierto malestar con el Ejecutivo que aún no envió al Parlamento el proyecto para crear el Consejo Económico y Social y observan que hasta ahora que solo los anuncios corresponden a la expresa voluntad del presidente.

Ayer en Trabajo dijeron desconocer los motivos de la reunión y que correspondía a los gremios, que ahora “analizarán cómo seguir” las negociaciones en marcha.

Durante el encuentro también se reiteró la necesidad que el Ejecutivo prorrogue el decreto antidespidos -Alberto Fernández ya adelantó que estudia hacerlo- pero el principal reclamo fue la creación del comité tripartito y una mesa de diálogo, que incluya a la Iglesia, para “pensar el futuro -explicó un dirigente gremial- y así veamos cómo vamos encarar el pais después de la pandemia. Si cuesta que nos paguen lo que corresponde ahora las empresas… Al no convocar al Consejo Económico y Social buscamos apurar otra reunión conjunta”.